domingo, 2 de septiembre de 2012

Reseña LIBRO: Apagadas están las luces -Richard Laymon-

Apagadas están las luces Richard Laymon
APAGADAS ESTÁN LAS LUCES

 Podéis leer la opinión sobre la otra novela incluida en esta edición AQUÍ -Sangre en el bosque-




La sinopsis que se encuentra en la contraportada del libro nos dice lo siguiente:
Cada semana, cuando se apagan las luces, el cine del pueblo proyecta una nueva película de terror. Las escenas impresionan por su realismo: los cuerpos desmembrados, las vísceras arrancadas, las decapitaciones, los banquetes antropofágicos…, todo produce una sensación de autenticidad. Los espectadores reaccionan histéricamente, pero se consuelan pensando que son trucos cinematográficos.
Y, aunque no dice ninguna mentira, la historia no va por ese camino. Podíamos decir que el libro se divide en tres subtramas:
1)   Por una parte, el reciente inaugurado cine “Palacio Encantado” donde por el precio de una entrada puedes ver dos películas de terror y entre una y otra un corto de auténtico horror, siendo éste el que se comenta en la sinopsis de más arriba.
2)   Por otra, nos encontramos con un triángulo amoroso formado por una escritora sorda (la verdadera protagonista), un dependiente de una tienda y una mujer casada con un hombre rico.
3)   Por último, una espectadora tras asistir a uno de los cortos que se proyectan cree ver a una antigua amiga en pantalla y empieza a investigar.  
Richard Laymon va alternando entre estas historias para desarrollar la trama. Cada capítulo se centra en uno de los personajes. Aunque los verdaderos protagonistas de esta novela corta son Conni, Dal y Elizabeth (el triángulo amoroso).
En un principio pensé que la historia trataría sobre un grupo de personas que rodaba películas de terror “reales” y las proyectaba para el deleite de los aficionados al género. Pero realmente, el argumento central, es una historia de amor y venganza donde se van intercalando las proyecciones de los cortos. Éstos, especialmente sangrientos.
En un principio, parecen historias independientes que poco tienen que ver la una con la otra. Pero poco a poco las cosas van entrelazándose hasta el momento final donde descubriremos, quiénes son los autores de las obras cinematográficas, cómo las hacen, y lo más importante: cómo acaba el amor a tres bandas.
Una novela muy entretenida y realmente absorbente, que no podrás dejar de leer. Apagadas están las luces posee un 50% menos de escenas violentas y un 60% más de escenas sexuales que la otra novela que incluye esta edición: “Sangre en el bosque”. Las escenas de sexo son tan frecuentes que llega un punto en el que ya sabes que Dal y Elizabeth van a terminar en la cama. No os asustéis, no es una historia pornográfica, no se ve nada que no se pueda ver en series como Sexo en Nueva York. Pero no os confiéis, es una novela de terror, así que las escenas sangrientas lucen con todo su esplendor. Y son bastantes.

Personalmente, me ha encantado. El triángulo amoroso es verdaderamente entretenido, quieres saber más y más. Y el misterio de las proyecciones, aunque predecible, es curioso y desagradable a partes iguales.
Lectura recomendada.
Lo mejor: 
  • Las situaciones que se dan a lo largo de la novela. 
  • El humor sobre “gordos”. Richard Laymon debe de tener una obsesión con esto, porque son numerosas las alusiones que hace sobre gordos y con el personaje de Chelsea se ceba bastante. A mí me hizo gracia. 
  • Los diferentes cortos sobre Otto Schreck.

    Lo peor: 
  •  El final. Un poco más de explicación no hubiera quedado mal. Da la sensación de haberlo terminado de golpe. Algunas cosas no me han quedo muy claras. Pero bueno es una tontería.

No hay comentarios :

Publicar un comentario